CSA rechaza cualquier intento de intervención militar o violencia paramilitar en Venezuela

Imagen de referencia tomada de elsiglodetorreon.com.mx

En momentos en que el mundo atraviesa por la pandemia del COVID-19, que pone la vida como prioridad absoluta, toda sanción económica, estímulo a la violencia e intento de intervención militar es un acto criminal, sea cual sea el pretexto, dice la Confederación Sindical de las Américas, CSA, en referencia a la creciente hostilidad de Estados Unidos contra Venezuela, que califica como amenaza a la paz en América Latina y el Caribe.

En un comunicado expedido este lunes, firmado por Rafael Freire Neto, su Secretario General, la CSA condenó la “cada vez más agresiva política del gobierno de los EE.UU., presidido por Donald Trump, contra Venezuela, y su escalada de medidas económicas, diplomáticas y amenazas militares contra ese país”.

Puedes leer:

Estados Unidos está profundizando una postura intervencionista y violatoria de la legalidad internacional, con acciones que extrapolan la competencia de las instituciones estadounidenses frente a Venezuela. Lo que aparte de ilegal –dice la CSA–, es un aprovechamiento de la pandemia para profundizar la crisis en este país, lo cual es absolutamente equivocado.

“La escalada de agresión va en contravía del llamado del secretario general de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, de poner fin a los conflictos militares y levantar las sanciones a todos los países del mundo para poder hacer frente a la pandemia del COVID-19”, señala.

En el comunicado se hace un recuento de las acciones de las dos últimas semanas que evidencian el escalamiento de la hostilidad del Gobierno Tump hacia Venezuela, a saber:

El 26 de marzo el Fiscal General de Estados Unidos acusó al presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, de ser jefe del narcotráfico internacional, responsable de la cocaína que ingresa a territorio estadounidense y pone precio a su cabeza, y a la de otros altos mandos militares y políticos de ese país.

Una semana después, el 1° de abril, el Secretario de Estado, Mike Pompeo, anunció una iniciativa denominada “Marco de transición democrática en Venezuela”, que supuestamente deberá conducir a “elecciones presidenciales y parlamentarias libres”, previa la renuncia del presidente Maduro y la asunción del supuesto presidente transitorio, diputado Juan Guaidó.

Al día siguiente, 2 de abril, el Departamento de Defensa anunció la decisión de enviar la mayor flota naval y aérea de la cual se tenga conocimiento en la historia reciente de la región caribe, supuestamente para bloquear el tráfico de estupefacientes de Venezuela hacia Estados Unidos.

Te puede interesar:

La CSA, confederación sindical que representa a 55 millones de trabajadores y trabajadoras en el continente americano, ratificó su condición de organización defensora del diálogo con todos los sectores venezolanos, como vía para encontrar una salida de paz y respeto al Estado democrático de Derecho. En esa medida, cuestiona por injustas y desmedidas las sanciones económicas impuestas desde 2016, tanto por el gobierno de Estados Unidos como por la Unión Europea y otros gobiernos del mundo.

Asimismo, rechaza, por irresponsable, la actitud del secretario general de la OEA y gobiernos de la región, que en medio de una emergencia sanitaria que sacrifica a centenares de ciudadanos de sus países, expresan apoyo a un plan de agresión criminal que solo profundizará el sufrimiento del pueblo de Venezuela.

La CSA reitera su petición de poner fin de las sanciones económicas y una inmediata acción de la ONU, del FMI, Banco Mundial y el BID, en coordinación con el Estado venezolano, para apoyar al pueblo de Venezuela con todo aquello que le permita hacer frente a la pandemia. Y, sobre todo, atender las necesidades socio económicas en el corto, mediano y largo plazo, para mitigar sus efectos en el país.

Finalmente, demanda de todos los gobiernos de la región y del mundo, así como de los organismos internacionales, rechazar la agenda de violencia e intentos de posible intervención militar

“Hacemos un llamado a todas las fuerzas políticas, económicas y sociales de Venezuela a la unidad nacional, y poner en absoluta prioridad el combate a la pandemia para la preservación de la vida de las venezolanas y venezolanos”, puntualiza el comunicado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: