El trabajo de los pilotos en la estructura de costos de Avianca. Opinión

Foto El Espectador.

Por Héctor Vásquez, analista ENS.

Desde el 2010 Avianca forma parte del grupo Avianca Holding SA, siendo Avianca subordinada. Es la empresa matriz de un grupo que incluye las siguientes compañías: Avianca, Inc (EE.UU); Tampa Cargo Logistics, Inc (EE.UU); Tampa Cargo SAS (Colombia); y Avianca Leasing, LLC (EE.UU). Adicionalmente, en octubre de 2014, Avianca SA adquirió directamente el 25% de los derechos de voto y el 92.72% de los derechos económicos en el transportista mexicano de carga aérea Aerounión.

Puedes leer: El sesgado cubrimiento de los medios a la huelga de los pilotos de Avianca.

Los estados financieros de la compañía también incluyen otras 43 entidades con propósito especial, que se relacionan principalmente con las actividades de arrendamiento de aeronaves (cada una de ellas está en posesión de una aeronave o un activo), y otras 15 entidades que representan principalmente vehículos de inversión, empleadoras de  personal y prestadoras de servicios dentro del Grupo,[1] un negocio de “yo con yo”.

En su informe de sostenibilidad de 2015, Avianca informaba que en ese momento la Organización contaba con un equipo de trabajo conformado por 21.145 personas, de los cuales 12.669 trabajaban en Colombia (60%). Pero como puede apreciarse, Avianca ha montado su propio negocio de intermediación laboral, tercerizando muchas de sus actividades misionales y permanentes con el fin de reducir costos laborales y de impedir que los trabajadores y trabajadoras así contratados puedan asociarse en un sindicato.

Según Avianca[2], los trabajadores tercerizados eran 6.213 en 2015, el 92% de ellos en Colombia, todos vinculados con contratos a término fijo. En Colombia, los trabajadores que en Avianca tienen una relativa estabilidad, y por tanto se pueden asociar en sindicatos, son apenas el 55% del total[3].

Ahora que se está presentando la huelga por parte de los pilotos de Avianca, es muy importante ilustrar cuánto le cuestan estos trabajadores a la empresa, y cuánto en particular le cuestan los 1.200 pilotos. Según los estados financieros de Avianca, la siguiente es su estructura de costos:

(cifras en millones de $) Año 2016 Participación %
Ingresos operacionales 8,440,840 100
Gastos operacionales 7,854,403 93.05
Operaciones de vuelo 125,027 1.48
Combustible aeronaves 1,522,200 18.03
Operaciones terrestres 928,612 11.00
Arrendamiento de aeronaves 759,913 9.00
Servicios a pasajeros 259,061 3.07
Mantenimiento y reparaciones 511,608 6.06
Tráfico aéreo 470,157 5.57
Mercadeo y ventas 1,340,071 15.88
Generales administrativos y otros 349,303 4.14
Depreciación y amortización 477,320 5.65
Salarios sueldos y beneficios (total incluye pilotos) 1,111,131 13.16
Costo laboral total pilotos (1,200) 444,452 5.27
Compensaciones personal clave de la gerencia 284,214 3.37
Fuente: AVIANCA, Estados financieros 2016

Como se ve, el trabajo no es el factor más determinante en la competitividad de Avianca ni en la generación de utilidades. Los 21.145 trabajadores que tiene, incluyendo los pilotos y al “personal clave de la gerencia”, le representan apenas el 13.16% de los ingresos, y los pilotos sólo el 5.27%. En este costo están incluidos todos los factores que componen el costo laboral: los salarios y prestaciones legales y extralegales, los beneficios convencionales, las dotaciones, los seguros, las cesantías y los pagos a la seguridad social y al sistema de compensación familiar.

Te puede interesar: Pilotos ratifican que Min-Trabajo no es competente para convocar Tribunal, y siguen en huelga

En la nota 10 a los estados financieros, Avianca informa que las compensaciones que recibió en 2016 el “personal clave de la gerencia” sumaron $284.214 millones. ¿Quiénes son las personas que conforman este personal clave y cuánto le cuesta a la empresa cada una de ellas?

Más incidente que el factor trabajo, es el costo de los combustibles, cuyo suministro en Colombia está controlado por empresas transnacionales (18.03%). Y más incidente también en la estructura de costos de Avianca son los gastos en mercadeo y ventas: $1.3 billones en 2016, el 15.88% de los ingresos, con un gran impacto en los ingresos de los grandes medios de comunicación (TV, radio, prensa), los cuales en esta huelga se pusieron desvergonzadamente del lado de Efromovich.

La huelga de los pilotos de Avianca puso en evidencia la ausencia de una cultura del diálogo social auténtica en esta empresa, que permita que los conflictos naturales entre empleadores y trabajadores se tramiten civilizada y eficazmente, y no desemboquen en situaciones como las que generaron la huelga, en la que terceros, que no tienen que ver para nada con el conflicto, resulten afectados. Como lo han indicado expertos de la OIT, “el diálogo puede reemplazar las relaciones de enfrentamiento entre los interlocutores por otras relaciones de cooperación; puede crear un entendimiento común de los problemas; puede facilitar la discusión de las alternativas políticas y de sus implicaciones, y la búsqueda de compromisos para alcanzar respuestas conjuntas” (Ebbinghaus, 2001).

Este diálogo auténtico y eficaz no existe en Avianca, pues las condiciones que hacen posible su realidad (la existencia de sindicatos sólidos e independientes, con la capacidad técnica y el acceso a la información necesaria; la voluntad política y el compromiso de todas las partes interesadas, y el respeto de la libertad sindical y la negociación colectiva), no han sido nunca propiciadas por la empresa.

Te recomendamos leer: Los pilotos deben continuar la huelga

Según el informe de sostenibilidad de Avianca, los trabajadores sindicalizados son apenas el 30% del total de trabajadores con cuenta esta compañía. La cultura antisindical de Avianca, los pactos colectivos que ha impuesto para impedir que los sindicatos se fortalezcan, y los contratos temporales y a través de “terceros”, han impedido que en Avianca puedan surgir organizaciones de trabajadores con capacidad de incidencia. Y el único sindicato que logró superar con éxito esta política antisindical de la empresa, ACDAC, la agremiación mayoritaria de los pilotos, una vez presentó su pliego de reivindicaciones encontró la más feroz oposición de la compañía, con las consecuencias que ya conocemos.

[1] Aerovias del Continente Americano SA. Estados financieros consolidados. Nota1 de los estados financieros consolidados (a) bases de consolidación, págs. 19 y 20.

[2] Avianca, informe de Responsabilidad Social & Sostenibilidad 2015.

[3] Según el informe de sostenibilidad de Avianca, los trabajadores sindicalizados son apenas el 30%: la cultura antisindical de la empresa, los pactos colectivos y los contratos temporales y a través de “terceros”, impiden que los trabajadores puedan organizarse efectivamente, una condición sin la cual no hay Diálogo Social real y efectivo.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.