Sindicalismo estatal y Fecode marcan un camino. A propósito del X Encuentro Estatal

Por Carlos Julio Díaz Lotero, analista ENS

El X Encuentro del Sindicalismo Estatal realizado el pasado 15 y 16 de septiembre en Bogotá, tuvo un exitoso desarrollo y dio cuenta de las dificultades y retos que hoy enfrenta la acción sindical en este sector. Como también hizo un balance de los acuerdos que el sindicalismo estatal y Fecode lograron con el Gobierno Nacional en torno a los pliegos de solicitudes presentados el 28 de febrero; acuerdos que implicaron cuatro meses de intensas negociaciones acompañadas de grandes movilizaciones, paros, mítines, plantones y otras acciones de presión.

Aquí puedes leer las conclusiones completas del encuentro 

Carlos Julio Díaz

En desarrollo de la negociación del Pliego Marco Nacional, el sindicalismo del sector público realizó 3 paros estatales, dos de 48 horas y uno de 24; y un paro en el Ministerio de Trabajo, el más largo en esta entidad. Fue una movilización para lograr mejoras en sus ingresos, la implementación de una política pública de trabajo decente, y la ampliación de las plantas de personal en el Estado.

Fecode, por su parte, hizo una formidable demostración de fuerza y creatividad en las marchas y el cese de actividades que realizó durante casi un mes, ganándose la simpatía y el apoyo del pueblo colombiano al colocar en el centro del debate el tema de la financiación de la educación pública como derecho fundamental. Y de paso dejó al descubierto que el slogan Colombia la más educada” no es más que otra de las promesas incumplidas del presidente Santos.

Las negociaciones se dieron en un entorno de aplicación de un modelo económico neoliberal, que no solo ha llevado a la ruina a muchos sectores de la economía real de nuestro país, sino que ha desmantelado el sector público mediante una ola de privatizaciones, restructuraciones y adelgazamiento del Estado. Todo eso derivó en el despido de más de un millón de trabajadores estatales, y unos 200 mil en las entidades territoriales. Y en la misma proporción creció el número de trabajadores vinculados como contratistas, pero que desarrollan labores misionales permanentes en condiciones de alta precariedad laboral.

La educación pública también sufrió un duro retroceso con el acto legislativo que promovió Juan Manuel Santos cuando era Ministro de Hacienda en el Gobierno de Andrés Pastrana, año 2001, que redujo las transferencias para educación, salud, saneamiento básico y agua potable en los territorios, política a la que se le dio continuidad en el gobierno de Álvaro Uribe Vélez.

Resultado: las entidades territoriales dejaron de recibir unos $138 billones desde el 2002 a hoy. De ellos, $73 billones eran para financiar la educación pública. Las transferencias cayeron en el presupuesto de la nación de un 40,5% en el 2001, al 26,7% en el momento actual. Es la causa más importante de la profunda crisis en que se encuentra la educación pública.

Haciendo un poco de historia, vemos que el sindicalismo y la negociación colectiva en el sector público tienen una trayectoria rica en experiencias de movilización y acuerdos logrados al calor de sus luchas, como el estatuto docente de los maestros y los decretos 1042 y 1045 sobre régimen salarial y prestacional de los empleados públicos. En los últimos 5 años logró 3 Acuerdos Marcos Nacionales, varios acuerdos sectoriales y más de mil en entidades públicas y territoriales. Como resultado, ha crecido la sindicalización en el sector, que ya es cercana al 50%, y se multiplicó casi por 4 la cobertura de la negociación colectiva, que pasó del 2,2% a casi el 8%.

Problemas y retos

El X encuentro del sindicalismo estatal identificó como las principales dificultades, las siguientes:

  1. La dispersión sindical y la aparición de nuevas “centrales”, cuyo objetivo no está claro.
  2. La negativa de permisos sindicales, y otras garantías, por parte de los nominadores.
  3. El incumplimiento de los acuerdos laborales surgidos de la negociación colectiva, por parte del gobierno nacional y los territoriales.
  4. La aplicación a raja tabla de un concepto del Consejo de Estado que permite que varios nominadores, abusando de su autoridad, suspendan el pago de algunas primas a los empleados del orden territorial.
  5. La vigencia de la Ley 617 del año 2000, que limita los gastos de funcionamiento, y por lo tanto la ampliación de las plantas de personal.

Y en cuanto a los retos a enfrentar en el inmediato futuro, el X Encuentro Estatal estableció varios compromisos, a saber:

Luchar por la ampliación de las plantas de personal, como parte de la lucha por el trabajo decente; por el incremento de recursos del Sistema General de Participaciones que financia el gasto social en educación y salud en los territorios: realizar acción política para que el gobierno que se elegirá el próximo año se comprometa con los trabajadores y la implementación del acuerdo con las FARC y las negociaciones con el ELN; y adelantar todas las acciones necesarias para presionar los cambios que se necesitan, profundizar la democracia participativa y el desarrollo redistributivo del país.

Un modelo a seguir

El sindicalismo estatal y Fecode muestran un modelo sindical que combina la acción reivindicativa con la acción política; un modelo de negociación que articula los derechos de los trabajadores con las necesidades sociales de la población; un modelo que piensa en sus afiliados, pero que también sueña con un país incluyente y equitativo.

Este modelo se la jugó en las negociaciones de los pliegos de solicitudes marco nacional y sectoriales. El de Fecode fue el más notorio, por su gran capacidad de convocatoria y que, aprendiendo de las enseñanzas del pasado, se comunicó mejor con sus asociados y con el país.

Las negociaciones en las entidades públicas y territoriales complementan este modelo de negociación multinivel, que deber servir para rediseñar negociación en el sector privado, que hoy luce obsoleta, marginal y fragmentada. Solo así será posible superar las desigualdades y avanzar hacia un sistema democrático que tenga en el trabajo decente los fundamentos de su estabilidad futura.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.