La digitalización contribuye a la degradación del trabajo

Todos los días en el mundo se envían 207 mil millones de mails y se realizan 36 millones de compras en Amazon. Las cifras siguen en aumento, mientras el 60% de las personas en el mundo no tienen internet. En internet, las contradicciones son lo común y el mundo laboral en tal sentido no está exento. Durante el Panel “Cuarta Revolución Industrial y Trabajo” se presentaron datos y análisis sobre los desafíos del mundo del trabajo gracias a las nuevas tecnologías, mientras la brecha digital sigue abriéndose.

Lucas Da Silva Tasquetto, de la Universidad Federal del ABC, destaca que muchas de las empresas más importantes hoy día son digitales. Facebook es la quinta empresa más grande del mundo, pero, contrario a favorecer en orden de importancia los empleos, la situación es preocupante. Apenas tiene 17 mil empleados.

Alberto José Robles del Instituto del mundo trabajo “Julio Godio” de Argentina señaló que para 2020 se perderán 5 millones de trabajo en el mundo. “La adopción del paradigma tecnológico es parcial, regresivo y segmentado”, anotó. Mientras Mario Valencia, de Cedetrabajo, se mostró inquieto porque nos venden ideas de que internet es un espacio extraordinario para trabajar de manera libre e independiente, pero, por ejemplo, el 97% de las aplicaciones que se diseñan cada año en el mundo no son conocidas por los usuarios y tienen en promedio 200 descargas apenas.

“El neoliberalismo, esa manera de ver el mundo que nos fue introyectada que muchos ni se han dado cuenta, es el sentido común hoy, también en internet”, anotó              de la Univesridad Nacional de Colombia. “Sálvese quien pueda”.

No es coincidencia que se cambió el petróleo por los datos, resalta Da Silva quien explicó que en los años 80,  el 8.2% de la fuerza de trabajo en Estados Unidos se cambiaron a nuevos empleos asociados a los avances tecnológicos. En los 90, fue solo de 4.4. Y a partir del 2000 bajó a 0.5. “Los efectos pueden ser más dramáticos en los países en desarrollo. 

La reducción de costos, y el aumento de ganancias de eficiencia, prometidos en el trabajo en internet ha revolucionado el mundo laboral, pero no necesariamente a favor de los trabajadoresHay una tendencia descendente en el empleo en la tecnología. Además se sigue ampliando la gran brecha digital entre las personas, pero también entre los mismos países. ¿Hay capacidad técnica y económica para tanto?, se pregunta el investigador.

Si no tomamos los debidos cuidados, advirtieron los expertos, los efectos pueden ser mucho peores en el futuro pues en la organización de la economía digital hoy vemos mayores ingresos con menos empleos. Es decir, se generan inmensas riquezas con cada vez menos personas.

El caso de Uber, por ejemplo, muestra cómo una multinacional obtiene riqueza del trabajo y el capital de miles en el mundo. No pagan impuestos. El conductor es quien invierte en su coche, y no tiene garantías ni seguridad social para su presente ni su futuro.

 La digitalización contribuye a la degradación del trabajo, es una de las graves conclusiones de este espacio de reflexión desde diversas orillas del mundo, propuesto por la ENS como parte de sus actividades por el aniversario 35 de la institución. Lo digital trae profundos desafíos y, en el caso de Colombia, la Escuela Nacional Sindical seguirá aportando a debatirlos y enfrentarlos.

 

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.