¿Acceden los trabajadores a la justicia en Colombia?

Como parte de las actividades de celebración de 35 años de existencia de la ENS, se realizó en Bogotá el Encuentro de acceso a la justicia para los trabajadores. Líderes sindicales y académicos se reunieron con trabajadores de diversos sectores para agradecer a la Escuela por más de tres décadas de resistencia y promoción de los derechos de los trabajadores. “Son el principal centro de pensamiento de la clase trabajadora en los últimos años en Colombia”, señaló Marco Tulio Uribe de Asonal Judicial para quien “la justicia tiene la potencialidad de pacificar la sociedad”.

La reflexión sobre cómo se encuentra hoy el acceso a la justicia trascendió las estadísticas de demandas, citaciones y fallos. Y se concluyó que es tarea prioritaria del Congreso expedir un estatuto del trabajo

Para Luciano Sanín, abogado y ex director de la ENS, “en Colombia los derechos laborales están muy mal fundamentados”. De acuerdo con Sanín “la Corte Constitucional no ha entendido el problema laboral como un tema de Derechos Humanos y derechos fundamentales. La teoría precaria nos hace mucho daño”.

Por su parte, Yesica Hoyos, del Colectivo José Alvear Restrepo, enfatizó en que se tiene que investigar de manera oportuna la violación de la libertad de asociación. Y trajo a colación que la Oficina Administrativa Nacional Canadiense recomendó revisar la eficacia de la etapa de conciliación. Esto sumado a que en Colombia “hay una guerra jurídica contra el sindicalismo” como lo exponía Sanín.

Preocupa, además, que de acuerdo a la observación e investigaciones de la ENS, los jueces no fundamentan sus decisiones en razón de la OIT ni las sentencias de la Corte Constitucional. Así lo expuso Sandra Muñoz, directora del área de defensa de la Escuela Nacional Sindical, institución que –en medio de este aniversario- reafirma su sentido creador, de unión y promoción de la dignidad del trabajador y trabajadora colombianos.

“La única forma de fortalecer la lucha política es aliarse con los grupos masivos de trabajadores que están por fuera de cualquier nivel de protección del Estado”, fue uno de los principales aportes de la tarde a cargo de Laura Porras, profesora de la Universidad del Rosario.

Según los estudios de esta profesora, en Bogotá unas 85 mil personas se las “rebuscan” y para que éstos puedan acceder a la justicia las barreras son más altas que para un trabajador formal. No interpongan una demanda laboral, sale más caro, suelen responderles según el relato de Laura. Hoy por hoy existen más de 80 tutelas de gente que trabaja en la calle, según reveló la investigadora. Que la clase más precaria en Colombia está conformada por mujeres en condiciones de trabajo informal, fue otro de los hallazgos publicados en este Conversatorio.

El saludo fraternal y de gratitud vino también de parte de estos académicos así como los abogados presentes en la jornada de la tarde del 8 de noviembre. Fortalecer y defender la democracia pasa por esfuerzos como el que realiza la ENS hace 35 años

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.