Vicepresidente de Sinaltrainal sale ileso de atentado en Medellín

—Uno de los sicarios murió y otro resultó herido—

José Onofre Esquivel Luna, es el nombre del vicepresidente del Sindicato Nacional de Trabajadores del Sistema Agroalimentario, Sinaltrainal, Seccional Bugalagrande, quien resultó ileso en un atentado cometido en Medellín por varios hombres armados que se movilizaban en dos motos, hecho en el cual uno de los sicarios atacantes resultó muerto, otro quedó herido y fue capturado, y el conductor de un bus que casualmente pasaba recibió un tiro en una pierna.

José Onofre Esquivel Luna, Archivo particular

El atentado se presentó hacia las 8 de la noche en la calle Colombia con carrera 64, al occidente de la ciudad, en el momento en que el dirigente sindical se movilizaba con su escolta en una camioneta asignada a su esquema de protección.

Esquivel Luna es trabajador de la multinacional Nestlé en la ciudad de Bugalagrande, Valle del Cauca, y el atentado que sufrió se suma a la larga
lista de amenazas, seguimientos ilegales y hostigamientos que ha sufrido en los últimos diez años y que han puesto en riesgo su vida, razón por la cual la Comisión Interamericana de Derechos Humanos ordenó para él medidas cautelares.

Sobre lo sucedido, esto dijo Esquivel Luna a esta agencia de información:

“Íbamos para el centro de Medellín a un evento sindical. De pronto nos pasamos y tocó buscar un retorno y nos dirigimos a la Avenida Colombia. Cuando vemos una moto al lado y el parrillero que se acerca apuntando con un revólver. La camioneta tiene vidrios polarizados, por eso no vieron al escolta que viajaba en la parte de atrás, lo que le dio tiempo a reaccionar. Entonces se formó la balacera, eso fue aterrador en ese momento”.

La razón de la presencia de Esquivel Luna en Medellín fue el Encuentro Nacional de Responsables Regionales del Equipo Laboral de Sinaltrainal, evento en el que estaba participando y que, tras el atentado, debió suspenderse.

Por su parte Dubán Vélez, presidente de la seccional de Sinaltrainal en Medellín, y miembro del comité ejecutivo de la CUT Antioquia, desvirtuó las declaraciones entregadas por funcionarios del gobierno local y nacional, en el sentido de que el ataque contra Esquivel Luna fue producto de un intento de robo. Sostuvo que las características y la forma como se presentó el hecho no indican que se haya tratado de un robo sino un ataque dirigido contra el dirigente sindical.

“Creemos que es, una vez más, una forma de tapar lo que ocurre en Colombia con el movimiento sindical. Para nosotros es preocupante que este tipo de hechos se trate de presentarlos como ajenos a la actividad sindical. Se quiere desvirtuar lo ocurrido como un tema de delincuencia común”, señaló Vélez, y recordó que él mismo hace mes y medio fue objeto de un atentado frente a su casa, y su escolta tuvo que reaccionar. “Y las autoridades dijeron que fue un intento de hurto calificado”, agregó.

Comunicado de Sinaltrainal

La Junta Nacional de Sinaltrainal emitió un comunicado en el que da cuenta de los hechos ocurridos en Medellín y denuncia la situación de inseguridad que viven sus directivos y afiliados:

“Seguimos muy preocupados por el sistemático e integral ataque de que estamos siendo víctimas los afiliados a Sinaltrainal. Cuando no son los sicarios, son las empresas pisoteando nuestros derechos, violentando nuestras convenciones colectivas de trabajo, despidiendo trabajadores, no negociando los pliegos de peticiones, demandándonos penalmente o estigmatizándonos para reprimir la protesta y el derecho de expresión, llegado al extremo de un masivo ataque de judicialización desarrollado por las empresas para que se declare ilegal”.

En su comunicado, y como una forma de rechazar el atentado y la persecución de que están siendo víctimas, la directiva nacional de Sinaltrainal convocó a todas sus juntas directivas para que este viernes 20 de junio se manifiesten en todas las empresas donde la organización tiene afiliados, realizando mítines y colocando pancartas de rechazo a los hechos violatorios de los derechos humanos y la libertad sindical.

Un sindicato acosado por la violencia

Históricamente Sinaltrainal es un una organización que ha estimado como proyecto colectivo la defensa de los derechos laborales, así como la lucha contra las empresas multinacionales y los tratados de libre comercio, y por lo mismo ha sufrido el cercano acoso de la violencia.

Según el Sistema de Información de Derechos Humanos de la ENS, desde 1986 hasta hoy Sinaltrainal registra 266 amenazas, 28 homicidios, 10 detenciones arbitrarias y 7 atentados de muerte, siendo los departamentos más afectados Valle, Santander, Bolívar, Atlántico, César y Antioquia.

Como hecho relevante, por su gravedad, es que el 93.4% de estos 311 hechos victimizantes fueron contra dirigentes del sindicato.

El último homicidio ocurrió el 9 de noviembre del año pasado en Bugalagrande, en momentos en que un grupo de directivos del sindicato realizaba una huelga de hambre en protesta por los incumplimientos de puntos acordados con la empresa en la convención colectiva. Además, esa misma semana llegaron mensajes y panfletos amenazantes que obligaron a levantar la huelga de hambre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.