¿Control o eliminación de las CTA?

Opiniones frente a anuncio del presidente Santos de perseguir
cooperativas de trabajo asociado que incumplan la ley

La Agencia de Información de la ENS consultó la opinión de varios dirigentes del sindicalismo y del cooperativismo, como la opinión de la ENS, en torno a los anuncios del presidente Santos sobre las cooperativas de trabajo asociado (CTA), tema espinoso que divide opiniones desde cuando este tipo de cooperativas empezaron a proliferar en el país. El sindicalismo, por ejemplo, siempre ha sido claro y contundente en su rechazo.

En el Congreso Nacional Cooperativo, recientemente realizado en Cartagena, el presidente Santos, anunció su propósito de perseguir las CTA que, ajenas a los principios cooperativos de solidaridad, burlan las obligaciones laborales que mandan la ley.

“Quiero que esto quede completamente claro: las empresas que se disfrazan bajo el nombre cooperativo para perjudicar a los trabajadores, no son verdaderas cooperativas, y vamos a perseguirlas con todo el peso de la ley (…) Me preocupa que algunos empresarios sin escrúpulos estén usando la figura de las CTA para evitar el pago de impuestos y parafiscales”. Además, el Presidente respaldó la creación del Sello Cooperativo por parte de Confeccop Nacional, como una manera reconocer las cooperativas que hagan las cosas bien.

Tema que no es de poca monta porque hoy en el país hay unas 5 mil CTA registradas, que son fuente de empleo para cerca de un millón y medio de colombianos, y que en su mayoría realizan intermediación laboral, y violan, unas más que otras, la legislación tributaria y cooperativa. (Sobre estas prácticas fraudulentas se pueden consultar varios estudios realizados por la ENS en www.ens.org.co)

Al respecto opinaron los presidentes de las 3 centrales sindicales, el responsable de las CTA dentro de la Confederación de Cooperativas Seccional Antioquia, un alto ejecutivo de la Confiar Cooperativa Financiera y el director general de la ENS.

Julio Roberto Gómez, Secretario General de la CGT:

“Con el anuncio de no permitir que las CTA sigan con la intermediación laboral, el presidente Santos conserva la debida coherencia con lo que planteó en su campaña electoral. Creo que algunas cosas comienzan a cambiar y eso es positivo para la construcción de un auténtico estado social de derecho. La CGT no está pidiendo acabar con las CTA, sino que específicamente está demandando que éstas no hagan ninguna clase de intermediación laboral, bajo ninguna justificación. No tenemos inconveniente en que haya CTA para cultivar fique, o para el cultivo del tabaco en ciertas zonas de Santander, por ejemplo; o para el cultivo de lechuga en el sur de Bogotá. Pero definitiva y categóricamente decimos no a la intermediación laboral”.

Tarsicio Mora G., Presidente de la CUT:

Siempre hemos reiterado, y así se lo hemos manifestado al mismo presidente Santos, nuestro total rechazo al sistema de las CTA. Primero porque es violatorio de los convenios de la OIT, de la Constitución Nacional; segundo, porque viola el principio de solidaridad para responder a los temas de salud, pensiones y demás; y tercero, porque han creado una desigualdad laboral y deteriorado las condiciones de los trabajadores, que son los más perjudicados, en beneficio de empresarios particulares. Lo que nosotros solicitamos es que se derogue la normatividad que le dio vida a las CTA, por las malas consecuencias que hoy tienen para el conjunto de los trabajadores; y especialmente para el movimiento sindical, dado que en las CTA no tienen derecho de asociación, contratación colectiva y demás garantías sindicales. Lo que tiene que haber es una posición clara por parte del gobierno y eliminar ese sistema de explotación”.

Miguel Morantes A. Presidente de la CTC:

“Habría que analizar con más detenimiento el planteamiento del Señor Presidente, en un diálogo más amplio. Pero por lo dicho por él en Cartagena concordamos en que no son cooperativas verdaderas sino una forma de burlar el contrato de trabajo y precarizar el empleo. Ese es su modus operandi. Hay unas CTA que lesionan más que otras, pero todas son malas, porque todas violan derechos fundamentales del trabajo. Por su carácter de intermediarias le retienen al trabajador dinero en aportes y administración, que el empleador bien puede pagar directamente al trabajador si éste está vinculado directamente a la empresa. Lo otro es que la gente que reclutan no son socios de la CTA, sino personas que empelan para cumplir los contratos de la cooperativa. Por eso lo que hay que hacer es no tanto vigilarlas sino acabarlas de una vez. No contribuyen a formar cooperativismo, ni capital social, ni sentido de pertenencia en las empresas. Las personas están contratadas de una manera muy frágil, inestable: hoy tiene trabajo y mañana les dicen que no vuelvan. Es una forma inhumana de funcionar”.

John Jairo Gómez. Presidente Comité de CTA Confecoop Antioquia:

“Nosotros desde hace muchos años venimos diciendo que el problema es que las CTA piratas se han generalizado y que desgraciadamente son más éstas que las que hacen las cosas bien. Eso no lo podemos negar. En buena hora el Presidente Santos anuncia que CTA que no cumpla con los principios cooperativos, se acaba. Y yo le creo. Pero al tratar de hacerlo va a chocar contra todo lo que hemos chocado nosotros en el gremio cooperativo, o sea con las mismas políticas del gobierno, porque el Estado tiene mucha responsabilidad en la proliferación de las CTA, por acción u omisión. Es el caso de los hospitales públicos y otras entidades estatales. La mayoría de las CTA están en el sector salud. Y va a chocar con empresarios que fomentan las CTA”.

Osvaldo Gómez. Gerente Corporativo de Confiar Caja Cooperativa:

“El cooperativismo de trabajo asociado es una buena alternativa para crear empresa colectiva, autogestionada, de bienestar para los asociados; para no quedarnos en la expectativa de que sólo el modelo del capital es el que genera empleo. Pero ocurre que son muy pocas las CTA que cumplen con los principios y prácticas cooperativas. Por eso el anuncio del presidente Santos nos parece importante; y es diametralmente opuesta a lo que pasaba en el gobierno anterior, que no sólo se hacía el de la vista gorda sino que fomentaba las CTA. Ahora, lo que hay que ver es si esa visión del gobierno Santos se aplica realmente o se queda en palabras”.

Sobre el Sello Cooperativo señaló: “Es una iniciativa que desde hace tiempo tiene el sector cooperativo. La idea es que sea un aval que otorgue Confecoop Nacional. Pero hay que insistir en que no basta con que se cumpla con la norma rasa, sino que haya una filosofía y una intensión verdadera de construir un proyecto cooperativo y solidario. Porque las CTA pueden cumplir las normas y seguir siendo un escenario de explotación laboral”.

José Luciano Sanin V. Director General de la ENS

“Los órganos de control de la OIT han reiterado por muchos años tres aspectos cruciales sobre las CTA, que el gobierno ha desatendido: Uno, que no se oculten con estas figuras verdaderas relaciones laborales y por ende no se defrauden derechos laborales. Dos, que no se impida el ejercicio de las libertades sindicales a los trabajadores vinculados a través de las CTA. Y tres, que el Estado vigile de manera especial esta situación para impedir estas violaciones masivas.
El gobierno anterior promovió en el Congreso la adopción de la Ley 1233 de 2008, que siguió permitiendo la intermediación y sigue negando los derechos sindicales. Tan solo amplió los controles. Sin embargo, las prácticas fraudulentas de las CTA se siguen presentando. Hay que pensar entonces en otras medidas. La principal es, sin duda, la de prohibir de manera absoluta el uso de las CTA para realizar intermediación laboral, garantizar las libertades sindicales a todos los trabajadores y hacer más rigurosos los mecanismos que garanticen que los valores y principios cooperativos no sean burlados.
El gobierno actual tiene en sus manos la posibilidad de hacer realidad las palabras expresadas por el Presidente, incluyendo en el proyecto de ley sobre formalización del empleo estas medidas, pues las CTA son un ejemplo de informalidad e ilegalidad laboral”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.